Soy un ser danzante y me apasiona el ser humano. La danza me ha ayudado a ver la belleza. Cada uno de los proyectos que desarrollo tanto en la docencia como en la escena, la vida, son cartografías de una buscadora entregada al momento. Me considero una amante del presente, mi naturaleza se expresa desde la percepción de esa variabilidad, os invito a mirar por las ventanas de mi casa y curiosear en los paisajes.